NUESTRA PATRIA: SU PASADO ESPLENDOROSO CON CUANTA DIVERSIDAD CULTURAL

 

Nuestra patria, EL Perú, cuna de grandes culturas desde la época Pre Inca está llena de elementos culturales, pues, estas tierras no sólo fueron habitadas por los Incas, sino por diversas naciones y etnias, cada una de ellas con su propia identidad.

 [SDC12705.JPG]

                                                                            Gemelos de Wata (Singa Huamalíes- Huánuco)

 

Si recorremos el Perú, allí están:  los Mochicas con Naymlap, el fundador de Lambayeque; Chimú con su centro de poder en Chan Chan; Pachacámac, como centro cultista de primer orden, en Lima; Chancay y Ancón en los valles de Chancay y Chillón; Chincha, en los valles de Cañete, Chincha, Pisco, Ica y Nazca; las vertientes occidentales de la costa sur: Arequipa, Moquegua, Tacna y Arica, donde habitaron desde hace más de 10 000 años, y aún quedan sus pinturas rupestres en las cuevas de Toquepala; naciones como los Tumpis donde hablaban la lengua Tallán; los Tallanes, cuyo centro de poder fue Narihualá y cuyo idioma fue el Sec; los Ayavacas, formados por diversas etnias, entre los más importantes: los Huancabambas y los Bracamoros; los Chachapoyas, con su centro de poder en el valle de Utcubamba, fueron los constructores del gran Pajatén; los Cajamarcas, unidos por los Huambos, Cutervos Sócatas o Choctas; los Huaylas, con impresionantes vestigios arqueológicos y esculturas talladas en piedra; los Conchucos, donde aún  quedan las ruinas de Chavín de Huántar; Gantumarca y Rapayán; los Huacrachucos, cuyos vestigios aún quedan en Tinyash; los Yaros, forjadores de su imperio a partir del Siglo XII y como mudos testigos quedan Garu,

 

Susupillo (Tantamayo – Huamalíes – Huánuco)

 

 Susupillo, Piruro, Huánuco Viejo, adoradores del dios Huari; los Huánuco, divididos en Allauca-Huánuco, Ichoc-Huánuco, y Guamali-Huánuco; los Pumpus,  que poblaron la pampa de Junín; los Taramas, cuyo vestigio se encuentra en Tarmatambo;  los Huancas, habitantes del valle de Xauxa o Mantaro, aún quedan sus vestigios arqueológicos de Hatunmarca, Vinchos,  y Huasjlasmarca; los Yauyos,  pues hasta ahora aún hablan el Cauqui; los Lucanas, emparentados con los Collaguas y los Huamanpalpas; los Soras, que habitaban las márgenes del río Pampas; los Pocras, pobladores de la antigua Huamanga, herederos de los Tiahuanaco-Huari, cuyo centro fue Huari;  los Chancas, valerosos y aguerridos que habitaron Andahuaylas; los Canas y Canchis, que habitaron la parte alta del río Vilcanota, aún quedan las paredes del templo Viracocha o Raqchi; los Camanchacos o Changos que habitaron los territorios de Tacna y Arica; los Collas, creadores de la cultura Tiahuanaco. Finalmente, todos estas naciones fueron sometidos por los Incas para conformar el Tahuantinsuyo, divididos en sus cuatro suyos: Collasuyo, Contisuyo, Chinchaysuyo y Antisuyo.

Piruru (Tantamayo – Huamalíes – Huánuco)

 

Sólo en la Región Huánuco se asentaron varias naciones y una gran cantidad de etnias. Por eso, debemos sentirnos orgullosos de nuestro pasado, amenazado hoy en día por la globalización que trata de avasallarnos. Debemos redoblar nuestros esfuerzos rescatando, difundiendo lo nuestro aprovechando de estos medios que son productos el avance de la ciencia y la tecnología, mostrando al mundo, en pleno Siglo XXI, cuan ricos somos en nuestra diversidad cultural.